La verdad, según Dan Rather

Ya está en cines La verdad, estreno de DeAPlaneta cuyo dosier de prensa ha sido traducido por Traducciones Decine. La película, protagonizada por Cate Blanchett y Robert Redford, trata de la polémica que generó la investigación de 2004 del programa «60 Minutes II» sobre el trato de favor que recibió el entonces presidente George W. Bush en la Guardia Nacional Aérea de Texas. Esta investigación acabó forzando la salida de la cadena CBS del legendario presentador Dan Rather y de su productora, Mary Mapes.

Pero pretender acallar a un periodista es como pedirle que deje de respirar. Mapes dio su versión de los hechos en el libro Truth and Duty: The Press, the President, and the Privilege of Power (La verdad y el deber: La prensa, el presidente y el privilegio del poder), en el que se basa la película, mientras que Rather ha seguido trabajando como periodista de campo para la televisión y productor de documentales, además de regalarnos declaraciones como las siguientes (extraídas del dosier de prensa de La verdad):

La-verdad-2015No puedes tener una república constitucional basada en los principios de libertad y democracia sin la verdad en la prensa, porque una ciudadanía informada es vital. La libertad y la democracia se aniquilan si también se aniquila un periodismo verdaderamente independiente (ferozmente independiente si es necesario). Y eso no sólo ocurrió con el reportaje de Bush y la Guardia Nacional. Ocurre cada noche, en las calles, en las salas de redacción de emisoras nacionales y locales, en las ciudades de todo el país. 

Nuestra forma de gobierno debería ser del pueblo, por el pueblo y para el pueblo, pero eso sólo puede funcionar si el pueblo sabe lo que ocurre en realidad. Y ésa es la misión del periodista, descubrir y difundir lo que los que están en el poder no quieren que sepas, lo que quieren mantener oculto. Y eso sólo es posible cuando los periodistas pueden actuar en un sistema que apoya la independencia y la integridad.

Esta película trata de lo que ha ocurrido con la difusión de noticias, cómo y por qué ha ocurrido, y por qué eso debería preocuparte. (…) Si nuestra historia ayuda aunque sea a un periodista a plantar cara a la intromisión y la intimidación, si ayuda aunque sea a un espectador a comprender lo importante que es una noticia veraz, si ayuda aunque sea a un votante a elegir a quienes protegen la democracia y el periodismo de quienes pretenden envenenarlos, todo habrá valido la pena.

 

Sin categoría

No Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *